¿Qué es el amor propio?

Desde que somos bien pequeñitos nos enseñan que es muy importante querer, respetar y ayudar a los demás. Al final aprendemos a tener un filtro por el que pasa lo que decimos y hacemos frente al otro porque vivimos en sociedad. Me parece muy importante desarrollar esas habilidades, pero también deberíamos centrarnos en enseñar qué es el amor propio, cómo hacer para quererse a uno mismo.

Hace unos meses hablaba sobre qué es el amor y, quizá, lo más importante qué no es el amor. El amor propio tiene las siguientes características sobre uno mismo:

  • Confianza
  • Aceptación
  • Conocimiento
  • Seguridad

Seguro que si sigues pensando se te van a ocurrir muchos más pilares en los que tú apoyas tu amor propio. Lo importante es saber cómo fomentarlos y sobre todo recordad qué ocurre si no lo hacemos.

 

¿Qué ocurre si no es fuerte?

Ya vimos las consecuencias de tener un amor insano hacia los demás, no tener un amor propio fuerte nos llevará a tener algunos problemas emocionales:

  • Problemas de autoestima: si no te quieres, va a ser complicado que confíes en ti, te acabarás infravalorando y sintiéndote culpable por todo y por todos.
  • Pensamientos negativos: somos unos expertos en machacarnos con frases que no sirven para nada, bueno sí, para hacernos daño.
  • Miedo a las relaciones: temes no ser lo suficientemente bueno para los demás y eso te separa de ellos.
  • Problemas de pareja: más de lo mismo, te infravaloras frente a tu pareja, no sabes defender tus derechos, por lo que cedes ante cosas que no te gustan. En ocasiones puedes desarrollar una dependencia emocional hacia la pareja.
  • Inestabilidad emocional: todo lo anterior afecta a nuestras emociones pudiendo crear un bloqueo emocional

 

¿Cómo fomentar el amor propio?

El amor propio es una habilidad que se puede trabajar, podemos desarrollarla teniendo en cuenta los siguientes puntos:

  • Cree en ti mismo: confía en que tus decisiones son las correctas aunque los resultados no sean los que esperan.
  • Acéptate enterito: la clave aquí es sentirse bien con uno mismo, no es fácil, sobre todo cuando vemos nuestros defectos.
  • Conócete: es muy importante saber tus puntos fuertes, qué te gusta, qué te hace feliz. Pero recuerda que también es necesario pasar por el mal trago de analizar donde fallas o aquello que no te gusta demasiado.
  • Alimenta tu autoestima: cuanto mayor sea esta mejor va a ser la base en la que te apoyes en los malos momentos.

Es probable que sólo con leer esto no sepas cómo empezar a hacerlo, recuerda que desde Promethea, nuestro Centro de Psicología en Granada, te podemos proporcionar la ayuda que necesites. Nuestras psicólogas te acompañarán en todo el proceso y resolverán todas tus dudas. Contacta con nosotras para lo que necesites.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que acepta nuestra política de cookies.

Privacy Settings saved!

A continuación te mostramos las cookies que utilizamos para ofrecerte una mejor navegación. Aquellas cookies que no son necesarias podrás activarlas o desactivarlas en función de tus necesidades.


Para poder navegar por nuestra página web, las siguientes cookies técnicas son necesarias para una correcta navegación.
  • Redux_current_tab
  • Redux_current_get
  • wordpress_gdpr_cookies_allowed
  • wordpress_gdpr_cookies_declined
  • wordpress_gdpr_privacy_policy_accepted
  • Wordpress_test_cookie

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios